:
Oficinas

LA PRIMERÍSIMA

DIRECCIÓN: AVE. JUÁREZ NO. 92
COL. CENTRO
SAN ANDRÉS TUXTLA, VERACRUZ.
C.P. 95700

Internacional

Matan a turista italiano que entró sin querer a favela en Brasil

Un turista italiano que realizaba una ruta en moto, junto a su primo, por América del Sur, fue asesinado al entrar guiado por su GPS en una peligrosa favela, situada cerca del Cristo Redentor de Río de Janeiro.

Roberto Bardella, de 52 años, fue asesinado por disparos en la cabeza víctima de un grupo de criminales que lo habría confundido con un policía, dijeron las autoridades cariocas, que encarcelaron por los hechos a 7 personas, una de ellas menor de edad.

De acuerdo con los reportes, Bardela viajaba junto a su primo Rino Polato, de 59 años, en dos motocicletas de grande porte por América del Sur, e iban equipados con cámaras en los cascos, lo que pudo hacer pensar a los criminales que se trataba de policías que entraban en la favela Morro dos Prazeres.

Los dos italianos habrían sido guiados por su GPS hacia esa ruta, sin que por el momento esté claro si iban a cambiar una pieza de la motocicleta o se dirigían al Cristo Redentor, el mayor símbolo turístico de Río de Janeiro.

Luego de asesinar a Bardella, los criminales, que se percataron del error, retuvieron por dos horas a Polato, escondieron las pertenencias de ambos y luego dejaron el cuerpo del fallecido en una calle de la favela.

No se trata de la primera vez que se producen muertes por conductores que, siguiendo las indicaciones de sus teléfonos móviles o GPS, entran en peligrosas comunidades de narcotraficantes en Río de Janeiro.

En octubre de 2015, una mujer de 70 años murió al ser baleada, tras seguir la ruta que le indicaba su GPS y entrar en la peligrosa favela de Caramujo, de la ciudad fluminense de Niteroi.

En agosto de 2015, la conocida actriz brasileña Fabiana Karla ya había sido atacada en esta misma favela de Caramujo, al entrar en la comunidad por indicación de su GPS.

Mientras que en julio, un alpinista falleció por disparos tras entrar en la comunidad de Vila Sapé, en la localidad fluminense de Duque de Caxias.

Las aplicaciones de celular y los GPS que ayudan a los conductores a ir por rutas alternativas para escapar del tráfico son muy utilizados en grandes ciudades como Río de Janeiro y Sao Paulo, incluso por taxistas, ante el gran congestionamiento de las principales calles y avenidas, pero los expertos señalan de la peligrosidad de estos dispositivos en ciudades donde hay una gran violencia.

Brasil es uno de los países más violentos del mundo y, según estándares de la Organización Mundial de la Salud, el país sufre una epidemia de asesinatos, al sobrepasar con creces la tasa de 10 homicidios por cada 100 mil habitantes.

Deja un comentario

Scroll to top